Cómo se cuidan los ojos y los párpados del sol

Cómo elegir el anteojo adecuado y otros consejos para proteger esta zona de nuestro rostro de la radiación solar.

Cada vez que se toma sol en exceso y sin la protección adecuada, aumenta el riesgo de padecer una enfermedad grave relacionada con esta causa.

Una forma de subestimar la protección visual es a través del uso de lentes de sol de baja calidad que puede ocasionar cefaleas, visión de halos o luces, efecto prismático o distorsión en la vista. Para que sea de buena calidad no necesariamente tiene que ser un anteojo caro.

“Una manera de asegurar el control de la calidad es adquirirlos en lugares habilitados a tal fin, no en la calle ni negocios de venta de mercadería genérica”, destaca Federico Basbus, médico de la División Oftalmología del Hospital de Clínicas. (M.N. 156.714).

“Los anteojos de sol, además de poseer un filtro de color, pueden asociarse con la graduación de lentes que la persona usa normalmente, por ejemplo en la miopía, el astigmatismo y la hipermetropía ayudando a mejorar la calidad visual”, agregó.

Categoría de los filtros solares de los anteojos de sol
El experto explica que los filtros se clasifican en nivel bajo, medio y alto según su capacidad de absorber la luz molesta. Utilizar un filtro inadecuado para la actividad que se realiza, puede provocar dificultades en la visión.

Leé también: Claves para prevenir las manchas oscuras producidas por la exposición al sol

“Hay diferentes grados de filtros ultravioleta para diferentes categorías de exposición a la luz solar porque no es lo mismo la exposición en una ciudad, una playa o incluso en la nieve. Lo que sucede es que los anteojos oscuros provocan la dilatación de la pupila, que en condiciones de oscuridad se agranda, esta es la puerta de entrada de la luz al ojo, esto quiere decir que van a estar entrando más rayos ultravioletas y si los filtros son de mala calidad y no logran filtrar la luz lo que provocan es que entren mayor cantidad de rayos y produzcan mayor lesión de la célula de la mácula”, advierte el profesional.

Cómo se cuidan los ojos y los párpados del sol
La piel de los párpados y la exposición solar
Los problemas dermatológicos por el sol afectan también a los párpados, donde se pueden desarrollar tumores en su mayoría benignos, pero que también pueden llegar a ser graves. Además, la pérdida de colágeno y elastina y la deshidratación de la zona pueden hacer que estos se caigan antes de tiempo, que presenten pliegues y estén flácidos.

“El párpado tiene una piel más fina para cumplir la función de proteger el ojo y pestañear. No puede ser una piel pesada y gruesa por eso la penetración de la radiación es más intensa y genera daño en el colágeno”, detalla Irene Bermejo (M.N. 60.438) dermatóloga experta en Láser.

“Además de usar anteojos para protegerlos, deberíamos buscar texturas de sustancias más ligeras para repararlo. Si se indica el uso de algún ácido como el retinol o el glicólico, que son suaves, tal vez se pueda agregar un suero que prepare el párpado para estos ingredientes. Esta recomendación va a tratar las arrugas y las manchas tanto de la piel del párpado como del resto de la cara”, detalla la médica. “Luego hay que aplicarse una crema humectante y si es de día, el protector solar”.

También hay tratamientos con láser que pueden llevar como mínimo unas cuatro aplicaciones. “Hay diversas tecnologías y de eso va a depender el tiempo de recuperación entre una y otra aplicación”, concluye la experta.

 

Gracias por calificar! Ahora puedes decirle al mundo como se siente a traves de los medios sociales.
Lo que acabo de ver es..
  • Raro
  • Asqueroso
  • Divertido
  • Interesante
  • Emotivo
  • Increible

DEJANOS TU COMENTARIO